Caníbales sociales en tiempos de crisis

Imagen

Nuestro mundo va tan veloz y pierde sus valores esenciales a pasos tan agigantados que son cada vez más las especies en peligro de extinción. Como siempre los débiles son pasto de los devoradores más fuertes y las desigualdades aumentan sin freno.

A ese proceso de selección de la naturaleza, cuando las especies son especies animales o vegetales, se le han sumado estos últimos años otro tipo de devoradores aun más peligrosos, los depredadores socioeconómicos. Son aquellos que conocen las flaquezas y debilidades de toda la sociedad y atacan cuando les apetece para acabar con su entorno más inmediato.

Saben que pueden pisar sin problemas a los que tienen menos oportunidades y que el mundo está en sus manos porque se mueve con y por el dinero que es, junto con el poder político y bancario, la esencia vital de nuestro planeta hoy en día. El “tanto tienes, tanto vales” tiene, lamentablemente, su significado más que justificado en estos momentos.

La crisis económica, invento impuesto por algunos gobiernos y multinacionales, ha provocado la crisis social mayor que recordamos en décadas, quizás en siglos, generando una sensación de impotencia en una amplia mayoría mientras para el resto, los que no pierden poder, fuerza o presencia, todo sigue igual o mejor que antes.

Los grandes bancos, más ricos por el apoyo gubernamental de su país correspondiente, han colocado en el poder a sus comisarios económicos y políticos. Desde las altas esferas se gobierna, atemorizando a quien conviene que siempre son las clases sociales más desprotegidas y con menos oportunidades, para alimentar esa brecha que divide los dos mundos, el de los muy ricos y los muy pobres, para beneficiar solo a unos cuantos.

No contentos con asfixiar a los que tienen menos posibilidades, ciertas multinacionales y multimillonarios han iniciado otra especie de colonización, porqué ahora las colonizaciones están en manos de empresas y no de países, comprando las tierras que tienen menos valor, en el continente africano.

África es para los más ricos una zona buena, bonita y barata. Adquieren millones de hectáreas de campos de cultivo, compran a gobiernos corruptos y consiguen mano de obra más que barata. Estos tres elementos alimentan de nuevo la brecha que comentaba antes, la que enriquece a unos a costa de empobrecer a los otros, que pone de manifiesto la necesidad de denunciar a quienes compran, multinacionales, y a quienes venden, gobernantes corruptos como los de Etiopia, para poner un ejemplo, que estos últimos años han vendido tres millones de hectáreas de sus tierras más fértiles. Hay una veintena de países africanos que ya han regalado a precios irrisorios, un euro la hectárea, más de 50 millones de hectáreas estos últimos tiempos.

Arabia Saudí, Qatar o Kuwait, junto con Suecia, Alemania o el Reino Unido, son los principales interesados en ir conquistando, a golpe de talonario y comprando gobiernos, un continente ahogado por la falta de agua y consumido por la poca alimentación, que seguirá agonizando socialmente y beneficiando a unos pocos, los depredadores de todo.

Ante la situación, dos preguntas. ¿Quién pone contra las cuerdas a los que hacen lo mismo con la gente pobre o la pobre gente? ¿Cómo denunciar el abuso cuando los que abusan controlan hasta los medios que deben informar?

Es el pez que se muerde la cola pero en esta ocasión el pez es cada vez más escuálido. Porqué cada vez que los pobres son más pobres y los más ricos son más ricos, cada vez que la brecha es mayor, el mundo está más en peligro. Las revueltas sociales vividas en países como Túnez o Egipto, y en otros tantos, serán solo chispas al lado del gran incendio social que se puede provocar si no se pone final a lo que os he comentado.

Hay que acabar con estos depredadores antes que lo hagan ellos. Cabe la posibilidad de denunciar estos abusos y desequilibrios por los medios que cada uno tenga a su disposición. Comer antes de ser comidos, por supervivencia propia, por solidaridad con los otros.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s